domingo, 15 de marzo de 2009

Vázquez lidera ante el ViveMenorca otra exhibición de un Barça que se acerca al Tau

Vázquez machaca ante la mirada de Stojic -EFE.



Triunfo previsible con recompensa inesperada. Previsible porque la victoria del Barça entraba dentro de cualquier pronóstico razonable: visitaba el Palau el ViveMenorca, que fuera de casa sólo se había impuesto al Bruesa. La victoria, por 86-61 y con Fran Vázquez como protagonista (23 puntos y nueve rebotes para 36 de valoración y que le vale para ser MVP de la jornada), fue incuestionable tras el descanso con un parcial de 20-5. La recompensa inesperada se fraguó en otra pista, en La Casilla, donde el Tau perdió su segundo partido de Liga de los últimos tres ante el Iurbentia Bilbao Basket 85-72. El grupo de Dusko Ivanovic, que también había sido derrotado por Olympiacos el jueves en Euroliga, ha empezado a flojear tras haber encadenado 16 triunfos consecutivos en la competición. Una situación que el Barça ha aprovechado para acercarse al liderato, que tiene a tan sólo una victoria y contando con que le queda jugar en el Buesa Arena. Antes ambos se enfrentarán en la serie de cuartos más atractiva de la máxima competición continental.


Esta temporada las estadísticas señalan a Vázquez como el jugador más destacado del Barça (17’6 puntos de valoración de media), un registro superior al de Juan Carlos Navarro (15’3) y Ersan Ilyasova (13’5). Una marca muy meritoria porque Vázquez consigue esos números jugando algo más de 20 minutos, seis menos que el primero y tres que el segundo. The Man no necesita demasiado tiempo para demostrar que está en un momento de forma excepcional. Ante el ViveMenorca jugó 21 minutos, suficiente para rozar su mejor registro en Liga (38 de valoración) y ser nombrado MVP por cuarta vez en su carrera y segunda este curso. Lo hizo, como es habitual, saliendo desde el banquillo. No formó parte del quinteto inicial, pero no tardó en participar porque Daniel Santiago se cargó rápido con dos personales. El cambio tuvo una repercusión inmediata: el Barça se alejó 14-4 (a los 5m30s) con tres mates seguidos de Vázquez.


Quinteto nuevo


El contexto permitió a Xavi Pascual dosificar a sus jugadores y al final del primer cuarto el quinteto azulgrana era completamente nuevo. El ViveMenorca había logrado solventar la situación gracias al acierto desde más allá de 6’25 (3/3) y de Steven Burtt, que anotó ocho de sus 28 puntos en dicho período (19-15). No había noticias del juego interior.


No se puede aspirar a nada si el engranaje de un equipo pasa exclusivamente por un jugador como pretendió hacer en el Palau el conjunto menorquín. Burtt era el hombre para todo del ViveMenorca, el único capaz de anotar más de ocho puntos y el único con un mínimo de criterio a la hora de escoger las mejores opciones. Así que sus compañeros le buscaban sin ningún reparo, especialmente porque los otros referentes de la plantilla apenas tenían incidencia en el partido. Ni Mario Stojic (cuatro puntos, 1/4), que suele jugar bien ante el Barça, ni Marino Bazdaric (dos, 1/3) eran decisivos en ataque. Tampoco rendía la estrella del equipo, ‘Pooh’ Jeter. El base estadounidense, que promediaba 16’5 puntos, se quedó en seis (3/8) y no metió ninguno hasta a falta de 4m35s del final. ‘Pooh’ Peter sólo ha anotado menos de 13 puntos en tres partidos. Curiosamente dos de ellos fueron ante el conjunto azulgrana y con la misma anotación. Ante el MTT Estudiantes, en la novena jornada, no logró anotar.


Mal segundo cuarto


El segundo cuarto fue un período de absoluta confusión para el Barça, que no sabría aprovechar las ocho pérdidas del ViveMenorca por su bajo acierto (5/19 en tiros de campo). Navarro y Jaka Lakovic, con 0/4 ambos, estaban todavía inéditos. No funcionaba mejor el grupo de Javier Imbroda, desconcertado porque Burtt ya no anotaba. Así que por necesidad participaron más los pívots, pero ni Urko Otegui ni Marc Fernández sabían imponerse en la pintura. Bruno Sundov (2’14) prefería anotar desde más allá de 6’25 (33-26 al descanso).


El Barça necesitó tan sólo otro período más para resolver el partido con los primeros puntos de Navarro (batió el récord de triples de Epi, ahora la cifra es de 628) y Lakovic y los once últimos de Vázquez (61-39 minuto 30). El pívot gallego palmeaba, machacaba o lanzaba desde media distancia tiros cortos o mates. En el ViveMenorca todo volvía a girar alrededor de Burtt. Una responsabilidad excesiva para cualquiera y más para un jugador que debutó la semana pasada.


Hasta los últimos cinco minutos no anotaron ni ‘Pooh’ Jeter y Bazdaric, poco después de que el Barça hubiese alcanzado una ventaja de 25 puntos que acabaría siendo la definitiva. Burtt aprovecharía para alcanzar los 28 tantos, casi la mitad de su equipo, que lanzó a canasta 46 veces, hasta 28 menos que el conjunto azulgrana. La diferencia hubiese sido histórica si el Barça hubiese estado al más acertado (34/74), pero lo importante era la recompensa inesperada: el equipo se queda a un triunfo del líder, el Tau, al que se enfrentará en los cuartos de la Euroliga.


1 comentario :

Esteban dijo...

hola, off topic, perdon: pero en d-colección cumplimos 1º año, visitanos y comenta en el post aniversario

saludos!