lunes, 5 de noviembre de 2018

Itziar Llobet: "Si he llegado hasta aquí es por ser como soy, por mi carácter"

Cronómetro de Récords entrevista a la alero del AE Boet Mataró 


Itziar Llobet, tras el partido. Foto: Toni Delgado / Cronómetro de Récords. 

Toni Delgado / Horta 

Aunque el periodista pactó antes del partido la entrevista con Jordi Vizcaíno, el primer entrenador, e Igor, el segundo, lo más humano habría sido dar unos minutos de aliento a Itziar Llobet (Barcelona, 1993). La nueva alero del AE Boet Mataró lleva unos segundos sentada en el parqué con la mirada perdida y los nervios a flor de piel después de un encuentro de difícil digestión ante el Lima Horta Bàsquet en el Pavelló Virolai (53-43). Itziar Llobet hace de tripas corazón y atiende a Cronómetro de Récords. A veces quienes encendemos una grabadora nos olvidamos de que los y las deportistas también son personas.

—Os ha pasado de todo. 
Ha sido un encuentro extraño ante un rival directo al que conocemos muy bien. En la segunda parte no hemos sabido estar en la pista, se nos ha ido de las manos y no hemos podido  remontar la desventaja de 10 puntos. 

—¿En la segunda parte el equipo se ha desquiciado?
Sí, por una cosa u otra hemos perdido la concentración y lo hemos pagado sobre todo en defensa, pero también en ataque. No hemos estado acertadas. A eso súmale las técnicas [Jordi Vizcaíno no acabó el partido], las antideportivas... La dinámica del final del partido no nos ha ayudado. 

—Tienes un carácter ganador... 
[Se ríe]. 

—Y, a veces, ese carácter te hace perder un poco el norte, ¿no?
Sí. Soy muy competitiva y cuando veo que las cosas no las estamos haciendo bien o estamos perdiendo la concentración, se me nota. Cuando estoy furiosa, a veces pierdo los papeles. 

—Como cuando has tirado la pelota contra la pared y con algunos triples...  
Ese gesto ha sido porque me han dado un golpe muy fuerte que no tocaba. También de frustración, por haber perdido el balón.  Los triples son tiros que puedo meter, y meto, y por eso los tiro. El trabajo es nuestro único camino. Nos quedan muchos partidos y no tenemos nada que perder. 

—Después de un triple precipitado, Jordi Vizcaíno te pedía: "¡Cabeza!". Supongo que en la pista debe ser muy difícil tener sangre fría. ¿Haces algo para contener un poco este carácter? Te hace ganar, pero, a veces, también precipitarte. 
Si he llegado hasta aquí es por ser como soy, por mi carácter. Si tiro, es porque el entrenador tiene confianza en mí y sé que  puedo anotar. Evidentemente, cada jugadora se precipita y depende de cómo vaya el partido, lo hace más. Todas tenemos que aprender de estas situaciones. 

—¿Ha cambiado algo Jordi Vizcaíno desde que te entrenó en el Bàsquet Femení Sant Adrià?
No, es el mismo de siempre, aunque haya aprendido mucho en este tiempo. Uno de mis motivos para fichar por el AE Boet Mataró fue él.  

—Hace unos meses, en una entrevista en cugat.cat, dijiste que esperarías la llamada del Bàsquet Femení Sant Adrià para renovar. ¿Llegaron a hacerlo? 
Bueno... Realmente fue a raíz de la marcha de Fabián [Téllez]... Fue una historia un poco extraña, pero al final decidí que mi mejor opción era fichar por este club. 

—¿Si hubiera continuado Fabián, habrías seguido en Sant Adrià?
Son conversaciones entre jugadoras y clubes. No llegamos a un acuerdo y finalmente me dijeron que no contaban conmigo. Decidí buscar otras opciones y opté por la del Boet. 

—¿Sigues la actualidad del Bàsquet Femení Sant Adrià? ¿El viernes viste su victoria ante el Club Baloncesto Bembibre?
¡Y tanto! Es un club en el que he estado tres años y en el que tengo amigas. Sólo puedo felicitarlas por su primera victoria y animarlas a seguir trabajando mucho. Sé que lo harán.  

—¿Cómo es el AE Boet Mataró a nivel humano y deportivo? Habéis empezado muy bien vuestro primer año en Liga Femenina 2.
Nos estamos acabando de conocer. La dinámica es buena. Como cualquier equipo, tenemos altibajos, pero somos un grupo muy trabajador que quiere hacer un buen año. 

—¿Cuáles son los puntos fuertes del equipo?
Sobre todo, la amplitud de la plantilla. Todas podemos aportar en nuestro rol. Destacaría también nuestra rapidez, visión de juego, dinámica... Es un punto a favor que las jugadoras que siguen del año pasado y algunas de las nuevas [ella y Marta Claret, que proceden del Bàsquet Femení Sant Adrià] conozcamos muy bien cómo trabaja y la filosofía de Jordi Vizcaíno.  

—Me gustaría proponerte un viaje en el tiempo, a tus inicios en el UE Sant Cugat. ¿Cómo recuerdas el baloncesto en aquel momento? ¿Para ti era felicidad? ¿Un reto? ¿Ganar? ¿Pasártelo bien?
Era pequeña y recuerdo que me subían con las grandes. Estaba con niñas y jugadoras adolescentes, más grandes que yo. Era un poco reto, como dices. El hecho de que fuesen mayores que yo me hacía tener un plus de intensidad. Tengo grandes recuerdos de aquella época. 

—Hasta prepararme esta entrevista no sabía que habéis pasado por el UB Barça. ¿Fue en sus últimas temporadas de vida?
Sí, de hecho, el último año la mayoría de jugadoras se fueron al Sarrià, que es ahora el Almeda. Yo tuve la opción de ir al Segle XXI y lo hice. En ese momento el UB Barça se disolvió. 

—Supongo que Ramon Jordana te ha marcado como a todas. 
Sí. Es uno de los entrenadores que siempre tengo muy presente y que más recordaré. Muchas de las capacidades que tengo jugando son gracias al trabajo en el Segle XXI de entrenadores como Ramon Jordana e Iván Torinos. 

—Son de aquellas personas que exigen mucho, pero también dan mucha confianza al resto. 
Son especiales. Al final, el Segle XXI es un centro de formación en el que entras muy jovencita y sales hecha una mujer.  

—¿Aprendiste a volar sola en la Universidad de Kent State?
Tal cual. Estados Unidos es como lo vemos en las pelis. Fue una gran experiencia tanto a nivel académico como de baloncesto. Quería vivirla sí o sí.  

—Debutaste en Liga Femenina en el Club Baloncesto Ciudad de Burgos y después ascendiste con el Uni Ferrol. ¿Cómo ves la situación del Uni Ferrol y cómo recuerdas aquella etapa?
La situación del Uni Ferrol es parecida a la del Bàsquet Femení Sant Adrià. Ninguno ha comenzado demasiado bien la Liga. Estoy segura de que la primera victoria del Uni Ferrol llegará pronto porque su filosofía es la humildad, el trabajo y el día a día. Todo el mundo está volcado y comprometido en el club. Mis recuerdos allí son muy buenos. No puedo olvidarme del ambiente de baloncesto que se vive en la ciudad, sobre todo después del ascenso. Les deseo mucha suerte. 

Enlace relacionado 

Galería de recuerdos del Lima Horta Barcelona-AE Boet Mataró

No hay comentarios :